Despertar y Liberación. Fé y entrega al Servicio.

Varios/Otros


Ya se están manifestando las energías creadoras de nuevas energías, cada vez más acordes, no con la presente etapa en decadencia, sino con la etapa nueva que ya es realidad en todos los planos y que tan sólo falta por manifestarse plenamente en el plano etérico, y sobre todo en el físico. Estas etapas se están cumpliendo ya, y los cambios profundos comenzaron hace tiempo, y cada vez tomarán mayor fuerza e importancia, de tal manera que ni las fuerzas involutivas podrán negar tan evidentes transformaciones.

Ante tales fenómenos, los seres que anhelan hacer algo, ser útiles al Servicio del Plan Divino de Nuestro Padre, habrán de preguntarse: ¿De qué lado quiero estar? ¿Quiero estar del lado de los deseos, del egoísmo, de la personalidad, de la separatividad, de la rutina y del dejarse llevar ?, o por el contrario, ¿Quiero estar del lado de lo nuevo, de lo audaz, de la verdad, de la libertad y de la unión?

Es importante que los hermanos entiendan que estar del lado involutivo no significa, necesariamente, una mala persona en términos tridimensionales. A las alturas en las que nos encontramos, donde se va a dar, y se está dando ya, un paso evolutivo tan grande para vuestro planeta, el dejarse llevar, la comodidad, la rutina, el miedo o la indiferencia significan estar del lado involutivo. Por supuesto, hay muchos grados en esto que decimos, PERO ES IMPORTANTISIMO QUE LOS SERES ENTIENDAN QUE LO QUE SE LLAMA EL MAL, EN ESTOS MOMENTOS, NO ES MAS QUE EL NO HACER NADA, EL SUMERGIRSE EN LAS ENERGÍAS DENSAS ACTUANTES SIN LUCHAR CONTRA ELLAS.

Si no hay ansia de elevación, si no hay necesidad profunda de transformación no se está haciendo nada, ni por uno mismo, ni por el planeta, ni por el Plan Universal de Evolución. Lo cual significa dejarse arrastrar por la densidad que está actuando en las frecuencias más bajas del planeta. Para salir de estas bajas frecuencias, para decir: ¡ BASTA ! a la ilusión que ellas promueven, es necesaria la ELEVACIÓN. Sólo a través de la elevación podréis sobreponeros a la vertiginosa corriente descendente vinculada a la 2ª dimensión. La segunda dimensión rige los animales y las bajas pasiones e instintos violentos.

La elevación consta de dos fases, que estáis viviendo muy claramente junto a vuestro planeta en estos momentos:


ELEVACIÓN (UTILIZACIÓN)
|------------> 1º PURIFICACIÓN
|------------> 2º TRANSFORMACIÓN Transmutación de energías densas en puras.



Pero para conseguir esta elevación, es preciso estar abierto, anhelarla con todas las fuerzas desde lo más íntimo del ser, donde mora la Verdad. Es decir, es preciso el silencio interior para poder, entonces, escuchar la voz del corazón que grita:

¡Anhelo servir, anhelo ser útil, anhelo la unificación con las energías universales!

Cuando este llamado del alma se hace lo suficientemente fuerte, ya nada puede pararlo, y es en ese momento en el que el ser tendrá que dar su GRAN PASO.

¿Cuál es gran paso ? Es la liberación

EL SER DEBE DESPEJAR EL CAMINO DE LOS OBSTÁCULOS QUE LE APRISIONAN A LOS PLANOS MAS DENSOS, FÍSICO, ETERICO, ASTRAL Y MENTAL, EN SUS VIBRACIONES MAS DENSAS, O DE BAJA FRECUENCIA, PARA PODER DAR EL PASO EVOLUTIVO QUE LE PERMITA ARMONIZAR VIBRATORIAMENTE CON LAS ENERGÍAS SUPERIORES QUE HAN DE PRODUCIR EL CAMINO EN ÉL. ESO ES A LO QUE SE LLAMA ENTREGA.

La entrega es la puerta que abre el camino hacia el Servicio evolutivo.

Dependiendo del grado de entrega, asimismo serán las ayudas recibidas por el candidato al Servicio Superior.

CUANDO EL RECUERDO INTERNO SE RE-ESTABLECE, CUANDO EL SER RECUERDA QUIÉN ES, Y CUÁL ES EL PROPÓSITO QUE SU ESPÍRITU LE TIENE ENCOMENDADO EVOLUTIVAMENTE, NACE LA FE. ESTE ES EL SEGUNDO PILAR que nos conducirá hacia el paso en el que la colaboración consciente en el Plan Evolutivo del Padre sea una realidad.

Así pues, los pasos habrán de darse para que la armonía original del ser se reestablezca.

La fe y la entrega vienen dadas de la mano cuando el ser ha sido capaz de vencer las dificultades menores que le ataban a la rutina y al miedo. Cuando dice ¡Sí! Y lo cumple, en su expresión material, las energías superiores acuden velozmente en su ayuda y la fase de transformación – armonización – purificación comienza a actuar de una manera consciente para el ser, dando lugar al Servicio correcto, que es la expresión de su fe y entrega.

Así pues, todo comienza con el anhelo de verdad y libertad, que conduce al ser a la búsqueda de su identidad bajo nuevos patrones y esquemas cuando ha visto y entendido la ilusión y la falsedad de los antiguos, vigentes todavía en la mayoría de los seres de este planeta.


Cuando el ser demuestra que su anhelo es verdadero, despejando el camino, liberándose de lo que lo ata a lo antiguo, a lo caduco, a lo viejo, comienza a contribuir a su propia transformación. El ser tridimensional, debido a la densidad del plano en el que habita, tan sólo puede despejar el camino y ENTREGARSE con la plena fe. TODO LO DEMÁS LE SERÁ DADO DESDE LOS PLANOS SUPERIORES.

LA LIBERTAD, LA FE Y LA ENTREGA SON LAS PUERTAS QUE ABREN EL ACCESO A LAS ENERGÍAS CÓSMICAS, QUE SON LAS QUE TIENEN CAPACIDAD DE CREAR Y TRANSMUTAR SERES Y GALAXIAS.

CUANDO NOS ENTREGAMOS, ESTAMOS DICIENDO SÍ A LAS ENERGÍAS CÓSMICAS, Y CON ESTE CONSENTIMIENTO COMIENZAN A ACTUAR. AL MISMO TIEMPO, EL SER TOMA MAYOR CONSCIENCIA DE ELLAS, CON LO QUE A SU VEZ, AUMENTAN LA ENTREGA Y LA FE, Y EL SERVICIO MEJORA.

ESTA ES LA ESPIRAL ASCENDENTE A LA QUE DEBEN ACCEDER LOS AUTOCONVOCADOS, Y QUE COMIENZA POR EL ANHELO DE VERDAD Y DE LIBERTAD.

Cuando el anhelo comienza a actuar, y no se queda tan sólo en el pensamiento o en la palabra, es cuando comienza a formarse la espiral ascendente de la transmutación.

Mientras el ser de deja llevar por las energías densas que le rodean, y no haga nada por salir de ellas, aunque crea que está haciendo el bien; en la realidad, sólo estará alimentando su personalidad, y sus energías estarán al servicio de las fuerzas involutivas.

El demonio, no es un ser con cuernos y rabo, ni el infierno una gran hoguera, sino que son la representación de las energías involutivas, de las energías que separan. Estas energías están a vuestro alrededor en el plano tridimensional, y su más frecuente forma de atrapar a los seres, es a través de la hipnosis colectiva, el miedo, la rutina, la soberbia y la ilusión. Esa desarmonía es el infierno, al igual que la armonía es el Cielo, que no hay que buscar ni arriba ni abajo, sino en el interior de cada cual, donde todo el Universo está inscrito.

El grito de Libertad es la más hermosa expresión de los seres que anhelan re-encontrarse, re-acordarse, re-descubrir que son parte de la Gran y Una Energía Universal.

Quien anhele profundamente ese re-encuentro, que busque en su interior y que siga la voz de la sabiduría que le dictará los pasos precisos para llegar a integrarse en la espiral evolutiva de elevación y de Amor. En ella, muy internamente, encontrará lo que buscaba, el recuerdo de su verdadero Ser, y EL RE-DESCUBRIMIENTO DE UNA REALIDAD PERFECTA, JUSTA, ARMONIOSA, QUE ES UNIDAD, QUE REPRESENTA UNIÓN Y QUE SÓLO SE ALCANZA MEDIANTE LA ELEVACIÓN HACIA LOS PLANOS SUPERIORES-INTERIORES DONDE MORA. ALLÍ ESTA Y SIEMPRE HA ESTADO.

Cuando el velo de la ignorancia cae y se presenta ante nuestros ojos la VERDAD Y LA VIDA, la mentira cae por sí sola.



Extracto del MANUAL DEL CAMINANTE ETERNO
Comandante Wythaikon – Taikuma – Asthar – Consejo de Ancianos de Erks
Confirmación para el alma del sendero directo hacia su retorno al Origen Uno y Universal.

8273 lecturas

1 Comentario de lectores

15/07/2009

Asi Es... Las palabras sobran... solo en la Acción se encuentra el Camino. La Acción sin Acción. La senda de nuestro interior... La quietud...El Silencio... Gracias Comandante Wythaikon... Asthar...Taikuma... Astchin los saluda!!! (dulce flor de Jazmín)

Bruno Haydée desde Argentina