McCloud 2. Wo y la Música.

Kryon


Es la segunda canalización dada en el Retiro de McCloud, que trae una nueva historia/parábola de Wo.
Afectuosos saludos de Cris
-----
McCloud 2 - Wo y la Música

Prageet Harris:

Bienamados, los saludamos. Soy Alcazar.

El cambio está sucediendo. Pueden resistirlo, pueden ignorarlo, o pueden fluir con él, pero bienamados, el cambio está sucediendo. Ustedes han venido aquí por muchas razones diferentes, pero estar aquí, en este espacio, en estas energías, es una oportunidad maravillosa; una oportunidad para entender con su mente, pero luego con ese entendimiento permitir las energéticas que están ocurriendo aquí para ayudarlos a fluir con el cambio.

Ustedes han sido programados por sus sociedades, sus escuelas, sus diversas religiones para no cambiar; para ser de cierta manera, para ser corteses, para creer esto y para creer aquello. Han sido programados y esa programación está funcionando dentro de ustedes, y han oído de las diversas personas que hablaron desde este escenario cómo ellas se resistieron inicialmente a fluir con lo que quería suceder.

En cierto sentido es natural debido a su condicionamiento pero, bienamados, ¿pueden ver lo que está sucediendo? ¿Pueden ver lo que sucede en su propia vida? Han sido traídos aquí; están experimentando algo que es muy nuevo. Se comparte algo de ciencia, solo un poco para ayudar a la mente a aceptar que el cambio está sucediendo. Y así es cómo, y este es el porqué. Pero bienamados, es mucho más que lo que su ciencia entiende en este momento. La humanidad está en un sendero de aceleración - tal vez empiezan a darse cuenta de esto. Entonces, ¿cómo fluir con estas energías? ¿Cómo superar la resistencia y el estancamiento? ¿Cómo sintonizar conscientemente con estas energéticas y fluir con ellas?

Una manera sencilla es preguntarse a sí mismo ¿Qué necesito permitir que cambie dentro de mí para permanecer en el flujo de la existencia? ¿Qué es lo que percibo concientemente ahora mismo y que puedo invitar a cambiar? Y hay unas pocas cosas que son muy comunes y que tal vez todos ustedes tienen en este momento. Una de ellas es el juzgar. Ustedes critican, juzgan, comparan a otros y las situaciones con lo que ustedes piensan que deberían ser, o con lo que la situación debiera ser. Su juicio los retiene. El juicio es cuando la energía que te limita te pone anteojeras; te impide ver el panorama más grande. El juicio te conserva en el debiera. El juicio impide el flujo natural que desea ocurrir dentro de ti.

Hemos hablado sobre el tú más grande, la super consciencia. Hay muchas maneras de tratar de describir la vastedad que eres. Oirás toda clase de palabras que intentan describir esta vasta consciencia que eres tú. Y una pequeña parte de esta consciencia está en tu forma humana ahora mismo. Si deseas fluir con estos cambios, permite que tu intuición te guíe. Escucha, siente, percibe tu intuición; quiere apoyarte en una transición fácil y suave.

Todos ustedes están evolucionando y han oído historias de lo que ocurre cuando se resisten. ¿Pueden elegir amarse a sí mismos? ¿Pueden elegir poner mayor auto-aprecio, gratitud a sí mismos por quienes son y hasta dónde han llegado ya? ¿Pueden amarse a sí mismos, pueden amar este cuerpo suyo? ¿Pueden traer amor hacia sí mismos? Porque, bienamados, si echan una mirada a cómo se auto-perciben, ¿pueden ver cuán a menudo se juzgan a sí mismos? ¿Cuán a menudo juzgan a su cuerpo? Han oído desde este escenario que su cuerpo, sus células, sienten cómo las perciben. Su cuerpo responde a ustedes, a cada momento, incluso si no están enterados de eso en absoluto. Cada pensamiento, cada sentimiento, es percibido por sus células. Sus pensamientos y sentimientos realmente ayudan en la respuesta de sus células. Dejen de ver al cuerpo como lo miran ahora. Empiecen a verlo como un ser inteligente. Suelen oir la palabra "vehículo" en lugar de "cuerpo".

Es un vehículo, es un hermoso organismo que les permite experimentar esta grandiosa creación que ustedes en la vastedad ayudaron a crear. Y luego entraron en esta creación para experimentar.

El cambio está sucediendo. El cambio está sucediendo lentamente ahora mismo. Puede que no lo parezca, puede parecer que todas las cosas se mueven muy rápido, solo porque ustedes lo comparan con cómo han sido las cosas antes. El cambio está acelerándose. Pregúntense: ¿Qué puedo permitir que cambie dentro de mí, para no ponerme límites yo mismo?

Muchas veces han oído que existen guías invisibles, que existen seres invisibles, seres de luz, seres de una consciencia más elevada, que están disponibles en todo momento para ayudar en esta evolución personal y global. Están aquí ahora, de modo que vamos a pedirles que cierren los ojos. Cierren los ojos, sientan su propia presencia en su cuerpo, sientan su propia energía ahora mismo. ¿Pueden sentir esa vibración sutil en su interior?

Y entonces, cada uno de ustedes, como hicimos antes, pidiendo interiormente la activación del Stargate, pidiendo interiormente la conexión con la Tierra, con Gaia, pidiendo interiormente todos estos seres de los que hemos hablado que están presentes aquí y no se ven, pídanles, invítenlos ahora a traer más de la energía al salón de una manera que puedan percibirla. Y simplemente sientan, noten la energía cambiando a su alrededor respondiendo a ustedes, solo porque lo han pedido. Pidan más. Entiendan que la ayuda está disponible y recuerden que se necesita que pidan. Porque cuando piden, le están dando a los guías el permiso para responder. Si no piden, ellos respetan cómo están, no están pidiendo ayuda. Ellos pueden ver muy claramente qué podrían necesitar, pero no tienen permiso ni para simplemente respirar. No. Ellos están aquí para ayudarlos a ustedes en su propio entendimiento, en su propia evolución.

Y entonces, como ya han oído aquí varias veces, ellos no lo van a hacer en lugar de ustedes, pero los apoyarán en su entendimiento, en su claridad, y cuando ustedes dicen "Sí, estoy listo" la magia empieza a suceder. La magia no es que los guías lo hagan en lugar de ustedes; la magia es que la apertura de ustedes, su receptividad, empieza a crear, desde la existencia, desde el campo cuántico, como quiera que lo perciban; su apertura, su vibración, empieza a magnetizar hacia ustedes el paso siguiente.

Es tu disposición, tu pedido de apoyo, tu deseo de moverte con el flujo, eso es lo que empieza a atraer hacia ti con facilidad y gracia al nuevo tú. El tú expandido. El ser más grande entrando en el cuerpo. Una consciencia más elevada evolucionando dentro de ti. Tu consciencia más elevada capaz de estar aquí, de ser creativa, de empezar a crear abundancia en todos los niveles.

Existe un potencial asombroso, absolutamente increíble, no solo en este salón, sino dentro de ti. Tú no sabes cuáles son tus potenciales. Has oído las historias desde el escenario, cómo las personas han sido guiadas a empezar a conectarse con su potencial y apoyadas para empezar a vivir ese potencial. Pero no se hizo en lugar de ellos, dijeron "Sí, estoy listo". En cualquier momento puedes decirle al Espíritu, a Dios, a la existencia, "Estoy listo; muéstrame lo que necesito cambiar dentro de mí." Y empezarás a entender dónde están tus limitaciones; hemos mencionado el juicio como una de ellas. El amor es la respuesta.

Hay dos energéticas principales: el miedo y el amor. Cuando te estás echando atrás, cuando estás reprimiendo tus pensamientos, tus sentimientos, tus palabras, en algún lugar hay miedo. Cuando notas estas limitaciones, cuando notas que el miedo está allí, trae amor. Trae amor. Trae amor.

Y así, bienamados, estamos todos aquí, invisibles, con ustedes. Y los amamos. Si trajéramos el amor que tenemos por ustedes a este salón, sus cuerpos simplemente volverían a transformarse en luz. No podemos traer el amor que sentimos por ustedes a esta realidad, pero podemos darles una pequeña muestra. Entonces, traigan su percepción conciente a las energías que están ahora en el salón, siéntanse muy presentes y relájense, porque ahora les enviamos una muestra de nuestro amor. Solo siéntanlo llegar a ustedes ahora. Los amamos. Los amamos. Los amamos. Permitan esta muestra de amor multidimensional, el amor del Espíritu, permítanse absorberlo y usen esta frase si lo desean: "Gracias, tráeme más".

Bienamados, los amamos y los bendecimos. Honramos a todos y cada uno de ustedes. Sabemos quiénes son. Pero lo que es todavía más maravilloso es que sabemos en quiénes se están convirtiendo.



Lee Carroll:

Saludos, queridos, Yo Soy Kryon del Servicio Magnético.

Continuamos las enseñanzas de Alcazar. Y hoy lo hacemos de forma diferente. Ocasionalmente, queridos, les damos una historia, una parábola, una alegoría. Es exactamente lo que deseamos hacer ahora; y cuando lo hacemos siempre usamos el mismo personaje: su nombre es Wo. Wo no es un hombre (N.T. man) ni una mujer (N.T. woman); Wo es un wo-man, y aunque no tenga género, su idioma no permite una persona sin género, de modo que para esta historia a Wo lo llamaremos "él".

Quiero contarles sobre esta persona y lo que le pasó, y empezamos examinando quién es él. Wo es un hombre que vive en una pequeña ciudad - no tan pequeña como esta en que ustedes están - tiene por lo menos cuatro semáforos. Pero es una ciudad pequeña al lado de un bosque. Wo no se sentía parte de una religión; de hecho había decidido tempranamente que no le gustaba la iglesia, no realmente. Él sentía el amor, conocía la integridad de muchos que asistían allí, pero simplemente eso no era para él.

Lo que sí era para él era la naturaleza. Wo estaba espiritualmente conectado con la Tierra, y cuando los demás salían el domingo hacia la iglesia, Wo se iba a caminar y se daba cuenta de la sacralidad de los valles, de los lagos, de los arroyos, los animales, los árboles, la atmósfera. Y esto era parte del escenario de su culto. Él sentía a la tierra hablándole, cuando salía. Y este es Wo, y ahora está armado el escenario para contarles qué pasó con este hombre en la historia.

Muchos de ustedes han tenido sueños vívidos o tal vez visión fronteriza, y esto es lo que le pasó a Wo. Porque cuando estaba bien dormido en la noche tuvo algo que solo se podría llamar una visión. Fue muy real. Y voy a tratar de contarles lo mejor que pueda lo que él experimentó, pero lo que les cuente no llegará a la mitad de lo que fue.

Wo oyó la música. Y queridos, lo que Wo oyó y experimentó es indefinible. Oyó música tan perfecta y tan bella que nunca había experimentado algo parecido. Los tonos y las sonoridades eran perfectos y bellos. Y ustedes dirán ¿Qué clase de música era? Y no era definible; no era clásica, no era popular, solo era. Contenía todos los instrumentos que él había conocido alguna vez, tocados perfectamente y en secuencia, y las melodías que oía eran heroicas y románticas al mismo tiempo, ¡él no podía creerlo! Era casi como si Wo estuviera en blanco y negro y de pronto estuviera oyendo en color. Y en eso, era tan asombroso que Wo se regodeaba en esta visión, ni siquiera podía imaginar algo así en la vida real. Pero allí estaba, y él la oía. Y luego se dio cuenta de que no la oía, sino que la sentía en cada una de sus células. La más bella música, indefinible, y sin embargo perfecta, y luego él se despertó.

Se dio cuenta de que su almohada estaba mojada, había estado llorando, era tan hermoso. Estaba en un lugar que era sagrado; no tenía idea de por qué. Ahora bien; Wo creía que existían señales, señales del Espíritu, sobre cosas para ayudarlo en su vida. Él había experimentado esto, incluso en los bosques en que caminaba y tenía intuiciones, y dijo "Tal vez esto es una señal para que estudie algo de música o participe en algo. Es ciertamente una señal. Nunca tuve real interés en tocar música o algo así." De modo que Wo salió y descubrió, sincronísticamente, que había un concurso en la ciudad para un coro y dijo "¡Es esto! Se supone que me una a algo así, que forme parte de un coro," de modo fue a las pruebas. Fue una desilusión. Con todo amor y compasión, después de la prueba le dijeron lo mejor que pudieron "Wo, no podemos ingresarte en este coro, por tres razones.

Número uno, no puedes sostener una melodía, número dos, no tienes idea de lo que es un tono, y número tres, tu voz suena como clavos en un pizarrón." No era eso. No sabía para qué lado ir, y sin embargo de algún modo se dio cuenta de que tal vez esto no era un llamado a la acción como él lo había pensado.

Y luego volvió a suceder. ¡Él había pedido esto! En algún nivel él dijo "Querido Espíritu, eso fue una experiencia asombrosa, y no sé por qué, o qué. Por favor dámela otra vez." Y la recibió. La recibió de la misma manera, solo que esta vez duró un poco más; esta vez sintió como si estuviera dentro de ella, esta vez fue como si un humano pudiera estar parado en medio de una orquesta, o como si alguien pudiera estar dentro de una guitarra cuando la están tocando y sintiera las cuerdas vibrar con él en semejante perfección como para llorar de alegría ante lo que está oyendo y experimentando. Un músico diría que estaba encerrado adentro de ella, ¡era tan perfecto! Y permaneció en eso, y se extasió en eso; esta era la experiencia más asombrosa que él había tenido jamás. Y luego despertó otra vez. "Espíritu, esto tiene que significar algo. Tiene que significar algo. No puede ser que me lleves a un lugar donde pueda oír esto y disfrutarlo sin que tenga un significado".

Wo hacía sus caminatas normales en los bosques, en las praderas, y buscaba respuestas allí. Estos siempre eran buen lugar para tener intuición. Y tenía razón. Porque su intuición de ir al bosque en este punto del tiempo, que es lo que él conocía y disfrutaba, lo condujo a un claro, una pradera. El sol brillaba, bello, el pasto estaba muy verde, y allí en la pradera había una hermosa mujer. Él podía darse cuenta de que tenía mucha edad y era hermosa. Y ella estaba enseñando. Estaba de pie y todo a su alrededor había jóvenes estudiantes. Los estudiantes eran hermosos, como que venían de la misma escuela, todos de la misma edad, y él se quedó en silencio un momento y se dio cuenta de que podía oírla. No importaba cuán lejos él estaba, cuando llegó a la escena ya podía oírla claramente, parecía como si el viento llevara la voz directamente a sus oídos. Él se acercó un poco más, y no hubo reacción, ella no dejó de enseñar, los estudiantes no miraron, de modo que él se sentó un momento y la escuchó enseñar.

Ella dijo algo que hizo de disparador para él: ella dijo las palabras: "Naciste magnífico". Esto no era algo que Wo alguna vez hubiera oído o considerado en su vida. Los humanos no se consideran magníficos; los humanos aun con la mejor conducta y la mayor integridad, creen que son adecuados. Pero ¿magníficos? Nunca había oído algo así. Su voz era asombrosa; podía sentarse a escucharla por mucho tiempo. Y luego ella se volvió hacia él y dijo: "Wo, ¿por qué no te acercas?" El quedó atónito, ella lo conocía, sabía su nombre, tal vez había estado en la ciudad antes y conocía a Wo, porque él había vivido en la ciudad por mucho tiempo y era conocido por su oficio, era bueno en eso, tenía un buen trabajo, era feliz y suficiente. Tal vez su nombre estaba en algún lugar y ella lo había visto. "Seguro que es eso", pensó.

Se sentó frente a ella, y ella dijo "¿Te gustaría hacer alguna pregunta?" Y él dijo "Sí, me gustaría". Y ella dijo: "Muy bien, pero debes entender las reglas. Son estas: puedes hacer una pregunta, pero yo podré hacer una pregunta". Y entonces, la primera pregunta que él hizo: "¿Quién eres?" Ella contestó: "Soy una sabia. Soy una guardiana de la sabiduría. Soy alguien que te dirá la verdad para cualquier pregunta que hagas. Eso soy. Y ahora, Wo, es mi turno de hacerte una pregunta." Wo se enderezó y se preparó. Él pensó que estaba preparado, pero la pregunta que ella hizo, él no la esperaba. Ella lo miró y preguntó: "Wo, ¿has oído la música?" (se ríe). Oh, podría haberlo volteado. Podría haberlo derribado. Inmediatamente soltó: "¿Cómo supiste de la música?" Y ella dijo: "Wo, esa es otra pregunta. De modo que podré hacerte otra pregunta más." Y él dijo: "Por favor, contesta, ¿cómo supiste lo de la música?" Y ella dijo: "Wo, todos los humanos tienen la música".

Y él pensó un momento, "Vaya, eso significa que cada humano puede tener esa visión," tal vez experimentar lo que él había experimentado, qué revelación. "Eso es asombroso", dijo.

Y ella dijo: "Wo, ¿estás listo para mi siguiente pregunta?" Él dijo que sí. Y ella: "Wo, ¿cuál es tu declaración?" Esto lo tomó por sorpresa; no parecía una pregunta, pero lo era. A modo de pregunta ella pedía su declaración: ¿cuál es tu declaración? Se conoce a los sabios como personas pacientes, y ella lo era. Y pasó un largo rato entre su pregunta y finalmente su respuesta. Porque recorrió escenarios de integridad, de lo que tal vez sería su declaración, ¿qué es una declaración? En este momento especial, frente a una sabia, que le estaba dando información sobre cosas que nunca había oído ni conocido. Sabía que estaba frente a alguien viejo y sabio y ella le estaba dando una oportunidad, y había mucho tiempo. Los estudiantes no decían nada; nunca lo hicieron; simplemente estaban silenciosos a los pies de ella.

Y finalmente él entendió lo que tal vez ella estaba preguntando, y supo. Se puso de pie y dijo: "Querida sabia, mi declaración es esta: quiero más." Y ella sonrió y dijo: "Y así será. Por favor, vuelve y te enseñaré más."

Wo se fue a su casa y estaba eufórico. Por medio de la sincronicidad y la intuición, por fin había conocido a alguien que le podía enseñar. Y la enseñanza "Soy magnífico. Nací magnífico." sonaba en sus oídos. Y esa noche sucedió otra vez. Esta vez pudo ver otras cosas en la música. Vio a otros a su alrededor, como si la música estuviera sucediendo en el trabajo o en la calle. Y en eso vio la reacción de otros seres humanos, y ellos se detuvieron, se quedaron parados como congelados, pero no miraron ni siquiera se volvieron hacia la música, como si no estuvieran oyéndola realmente. Pero de algún modo reaccionaron; se detuvieron. Y allí estaba otra vez: música que era romántica y heroica, que iba a algún lado, como dicen, y las sonoridades se definían como grupos de sonidos que creaban un sentimiento tal que él lloró otra vez. ¡Esto era hermoso! Esto definía todo lo que él pudiera pedir en cuanto a belleza.

Piensen en eso, queridos. Piensen en sí mismos, en una posición en que de pronto les presentan un sonido de otro mundo que es tan perfecto que reaccionan a él, no pueden identificarlo pero ¡es tan hermoso! Todo lo que querrían es sostenerlo y tener más y más y más. Y luego terminó.

Wo volvió: volvió a la sabia, y allí estaba ella, enseñando otra vez. Y él entró y ella empezó a decirle más cosas, más cosas. Y así le enseñó un poco más, y otro poco más, y finalmente él hizo una pregunta - otra vez (se ríe). "Háblame de la música." Y ella le dijo estas palabras: "Wo, la mayoría de los humanos no entienden. Son como cebollas que deben ser peladas, y lo que se pela son las cosas que les dijeron que no son exactamente correctas. Y a medida que pelan esas cosas, se revela más que lo que sabían, retiran cosas que les dijeron otros, retiran hábitos, retiran miedos, hasta llegar finalmente al lugar donde está el ser humano central, y cuando llegan allí descubren algo: ellos son la música. Wo, ¿cuál es tu declaración?"

Y Wo dijo: "Quiero más. Quiero más". Y así sucedió con Wo. Regresó a la ciudad donde vivía, y se dio cuenta de que él era la música. ¿Cómo podía ser? Y entonces empezó a escuchar y pudo oír esas sonoridades y melodías en un lugar que no era en sus sueños, de hecho la podía oír de repente, y lo hacía sonreír porque cada vez que la oía sentía eso que era magnífico, y muy pronto, muy pronto, Wo entendió que realmente estaba parado dentro de la guitarra, realmente en medio de la orquesta, y él era la música y él la estaba difundiendo por donde iba, y algunos la oían y otros no, pero todos se detenían y se daban cuenta de que Wo había cambiando; en él había una magnificencia y por donde él iba, los otros sabían que en este hombre había algo sagrado, hermoso, compasivo. Él era diferente. Y pronto algunos se sentaban a sus pies porque él empezó a enseñar ¿Qué significa conocer al planeta? ¿Qué significa volverse magnífico? ¿Qué significa ser uno con todas las cosas? ¿Qué significa ser más grande que lo que uno es?

Wo volvió al campo para una reunión más con la sabia: una más, solo una más. Y cuando pasó la colina y fue al campo que solía estar desierto, él vio no el pasto simple donde ella solía enseñar, sino un gigantesco árbol, y alrededor del árbol había hermosas flores. Y él se dio cuenta de lo que había sucedido: que incluso la sabia había sido una visión.

Y lo siguiente que hizo, quiero que lo recuerden: caminó directamente a ese campo donde se había sentado y se sentó frente al árbol, y declaró al árbol: "Quiero más" y pudo oír el murmullo de las hojas, y como si el viento le contestara, y Wo se sentó allí y recibió la enseñanza de Gaia.

Aquí dejamos a Wo, y no necesito decirles qué significa esto: que todos ustedes tienen esa cebolla para pelar, y a medida que lo hacen, y se retiran los miedos, y se quitan las percepciones tal vez incorrectas, y empieza a surgir la integridad y empiezan a entender quiénes son, más y más, ven la luz: y son magníficos. Y entienden que esa magnificencia es la imagen del amor del Creador que llevan consigo.

Por eso en esta audiencia algunos sentados aquí tienen a quienes se disponen a sentarse a sus pies, porque ustedes se han convertido en la música para ellos. Esta es la historia para hoy. Es más que una historia, queridos; puede cambiar su vida.

Y así es.

Kryon



McCloud - Retiro Nº2 de Canalización - 28 de junio a 1 de julio, 2019
Prageet Harris - Lee Carroll
http://audio.kryon.com/en/McCLOUD-2-Wo%20and%20the%20Music(R).mp3
Transcripción y traducción: M. Cristina Cáffaro
www.traduccionesparaelcamino.blogspot.com.ar

740 lecturas

1 Comentario de lectores

10/12/2019

Me encanto Alcazar es bueno para explicar en sencillo uno lo entiende clarito por eso lo amo.

Y Kryon esta Parábola la encontre realmente hermosa me emocioné muchísimo os amo a todos pues ahora se puede amar muchisimo más cierto?

Pues soy multidimendional ji ji ji un poco desordenada pero igual amo a Leonor Lee. Un abrazo en Luz.

Elsa de Chile siempre con los seres de Luz.


Elsa desde Chile