Encontrar alegría en medio del caos. 4

Kryon


Esta canalización completa la serie sobre la alegría, explicando de dónde viene, y el valor del atributo de sonreír...
Y una hermosa metáfora: la oruga que se preocupa, qué pasará cuando se duerma en el capullo.
Afectuosos saludos de Cris

-.-.-

Encontrar alegría en medio del Caos - Parte 4

Marilyn Harper:

Ah, de modo que es buen día para ustedes, otra vez, aquí en Indianápolis, una última vez. ¡Ahh! Queridísimos seres de luz, estamos enamorados de ustedes. Los vemos, aquí todo el día, y ayer todo el día, viniendo a nosotros tal vez mañana, tal vez anoche, con la Hermandad Femenina, tal vez esta noche, con el Despacho (N.T. ceremonia chamánica andina) y se esfuerzan por algo que de algún modo está más allá de ustedes. Y lo que están recibiendo es pequeñas sugerencias, pequeños códigos, todo este fin de semana, y esos códigos los están trayendo a la siguiente frecuencia dimensional. Eso son ustedes. Y antes les dijimos que Walt Disney visitó 300 bancos antes de conseguir que alguien viera su visión. Queridísimos seres de luz, nosotros vemos su visión. Vemos que realmente está esforzándose por elevarse por encima del barro y la mugre, las cosas que ven en las noticias todos los días, y los aspectos políticos, toda esa energía. Que están esforzándose por sostener el camino alto.

Ahora bien, la cuestión es entonces ¿cómo se hace eso con todo el barro y la mugre que llega hasta los ojos, y en esa energía? Esa es la cuestión, ¿eh? Se vuelve a lo básico, eso está en el corazón. Volver a la conexión que está en su frecuencia, volver al estatus que son ustedes.

¿Quién eres? Nuestro querido amigo Gregg Braden tiene toda una charla sobre eso. ¿Quién eres? ¿Puedes definir eso? Cuando hoy te vayas, o tal vez mañana, si estás con nosotros mañana, queremos que te sientes con esa pregunta, ¿quién eres? Siéntate y haz una lista de todas las maneras en que puedes definirte a ti mismo. Eres un padre, eres una madre, eres un amigo, eres un amante, eres un... un... un... un trabajador, un trabajador de la salud; eso es lo que haces, es tu tarea. ¿Quién eres? ¿Eres un instigador de cambios? ¿Eres un desestabilizador de statu quos? ¿Eres uno que encuentra senderos? ¿Eres un extraordinario descubridor de soluciones creativas? ¿Eres uno que se sienta en el sofá? ¿Eres uno que actúa? ¿Eres una inspiración? De eso queremos que hagas una lista. ¿Cómo te ves a ti mismo y a quién eres? Tienes miles, tal vez millones de años para acomodar tu linaje ancestral. Y cada uno, cada nivel, te dio otro regalo viviente para acomodar.

Y luego entrarán los galácticos que les darán otros regalos también. Todo eso te compone a ti. Y ese tú (suspira) es espectacular

Tú sabes que en este momento hay toda clase de cosas que pasan aquí. También están pasando cosas en todas partes. Pero creemos que primero tienes que entender quién eres, en el esquema total de las cosas, para que seas ese cambio que deseas ver en este mundo. Nuestro vehículo Marilyn le habló a alguien de unos cuarenta años; ha estado deprimido, y enojado, y alterado, no hay por dónde salir. Y ella le dice “¿Y qué es lo que amas?” Responde “¡No lo sé! ¡No amo ninguna cosa!” Y ella dijo “Allí está el problema. Encuentra lo bueno en todas las cosas. Y entonces el amor de lo que tú eres, se acercará. Disponte tú a ser positivo. ¿Qué sucederá?” Si pensaras, “Eso fue un buen momento. Me gustó eso. Vamos a expandir ese momento a un día completo. Y vamos a expandir ese día completo y ese momento a una semana completa. Y luego a un mes completo y a un año completo.” Esa es la energía que ustedes están creando ahora mismo.

Y sabemos que a veces es como chapotear en la mugre y el barro, necesitamos pivotear en cualquier dirección sin saber cuál es tu mejor dirección. Cualquier dirección es tu mejor dirección. Porque, verán, cuando vuelven a lo más básico, sentándose en la quietud, incluso si esa quietud es por unos pocos momentos en su trabajo, y piden orientación, guía, sin ego, piden guía; la recibirán.

Nuestro vehículo Marilyn ha estado haciendo esto por treinta años o más, ella pedía guía acerca de un asunto, y la guía llegaba por escritura automática. Sí, ella todavía hace la escritura guiada, porque esa es la conexión divina – enseñaremos eso mañana. Verán, cuando le piden a la Fuente, al Universo, al Espíritu, a Dios, como sea que llamen a esa energía que está en cada célula de su cuerpo ¡y en cada célula fuera de su cuerpo! “Muéstrame el camino”, lo hacen. Y si no están seguros, empiecen a cantar la canción, “Muéstrame el camino, muéstrame el camino”. Porque ustedes están creando lo que están recorriendo y caminando en cada parte de su mundo. Ustedes están creando eso. Y alguno pregunta, “Bueno, pero ¿por qué razón habría yo de crear una enfermedad? ¿O una dificultad para respirar? ¿O un hueso roto, o lo que sea?” Nosotros no sabemos. Nadie lo sabe excepto ustedes. Y esa es ciertamente la causa de que les hayamos pedido que vuelvan a lo básico. Siéntense en la quietud.

Apréciense a ustedes mismos. Apréciense a ustedes mismos. Porque, ¿cómo podrían apreciar, o tener compasión por alguien más, si no tienen compasión y aprecio por sí mismos? Eso es lo que dijo el Maestro. “Ámate a ti mismo, y luego ama a los demás.” Esa es la clave, para ver lo bueno dentro de ti, para ver el reconocimiento de ese lugar de poder dentro de ti. Y luego respira en eso. Dale vida. Y disponte a pivotear en cualquier dirección, porque allí es donde la vida te llevará. Y di “¡Sí! Sí soy digno. Sí, soy magnífico. Sí, estoy aquí. Sí, yo hago una diferencia. Sí, yo soy... Si, yo soy... Sí, yo soy...” y tú llenas los espacios en blanco. Practica eso. Haz tu lista. Luego, eres el amor que eres (respira hondo) cumpliendo tu propia potencialidad.

Los amamos profundamente. Los vemos. Los conocemos. Y los saludamos Namasté.

Namasté.


Lee Carroll:

Saludos, queridos, Yo Soy Kryon del Servicio Magnético.

La mayoría de las personas que escuchan esto no comprenden que, muchas veces, antes de canalizar, haya otra canalización antes que yo. La energía de Adironnda, bella, sus palabras manando amor y verdad, porque cuando se ponen los canalizadores juntos, queridos, ellos dan en gran medida el mismo mensaje.

Me gustaría continuar mi mensaje de alegría, esto es algo que he estado dando durante dos días, este es el cuarto de los cuatro: encontrar alegría en medio del caos. Esta canalización en particular no es tanto instructiva como energética, porque quiero darles la verdad de la alegría, la verdad real de la alegría. ¿Cómo ve el Espíritu la alegría? ¿Cómo ve la humanidad, instintivamente, la alegría?

De modo que comenzaré con lo que ustedes no esperan. Durante años les he dado información de que este planeta se revuelca en energía vieja, y la razón para que yo esté aquí es que eso va a cambiar. Durante eones, literalmente, la humanidad ha estado en un estado de baja consciencia y nunca se ha levantado de allí, no realmente. Tuvo épocas de paz que siempre se convirtieron en nuevas guerras. Nunca hay coherencia en la humanidad, siempre ha habido desconfianza, mayormente entre los de países diferentes que no se hablaban entre sí, o aun si ellos podían hacerlo, sus líderes no lo aceptaban. Este es un planeta de baja consciencia desde hace muy largo tiempo, y ahora empieza a transformarse.

Pero hablemos de la alegría, de la felicidad. El atributo intuitivo de sonreír. Mi socio ha viajado alrededor del planeta, y ha aprendido mucho. Él no necesariamente estaba preparado para los saludos que recibió en dos países, que no nombraré, y en esos países se le informó que él sonreía demasiado. Y él quedó desconcertado y preguntó “¿Qué quieren decir?” y ellos le contestaron “Bueno, en nuestra cultura, el sonreír no es algo que se deba hacer, porque significa que estás escondiendo algo. Verás, el que sonríe es una persona deshonesta”, eso le dijeron. Él no prestó atención a eso; lo hizo aún más, solo porque esa era su reacción al tener esa noticia. Él estaba en uno de esos países en un pequeño restaurante, y una persona joven, de apenas 18 años, se inclinó hacia su mesa y habló en voz baja. Ella dijo: “Yo miro internet todo el tiempo, y parece como si los americanos sonrieran todo el tiempo. ¿Es verdad eso, señor? Porque sé que usted es norteamericano, y puedo verlo.”

Y mi socio le dijo: “Bueno, no es que estemos sonriendo todo el tiempo, pero sí sonreímos un montón”. Y él siempre recordó la respuesta; ella dijo “Me gustaría que eso sucediera aquí.” ¡Esa es la gente joven! Que empieza a mirar internet, y al mirar internet ven muchas cosas que nunca vieron antes y aprenden algo que nunca conocieron antes.

¿Por qué la alegría tiene que ser suprimida como condición para el control? La razón es que la alegría es una de las energías primordiales divinas de la Fuente Creadora, si no la principal. Para aquellos que están en esos dos países, me gustaría hablar con sus madres. Decirles, “Cuando tienen al niño, y vuelven a casa con él, y están tan enamoradas de su hijo, ¿qué es lo que hacen? ¿Cuál es la primera intuición que tienen? ¿Se inclinan hacia el niño y le enseñan a fruncir el ceño? ¡Y la respuesta es No! Lo tocan, le hacen cosquillas, y quieren que sonría, ¿no es así? Eso es instinto. Toda madre sabe esto. No le enseña al niño a ser infeliz. Eso ya lo aprenderán solos, observándolas a ustedes – si así lo eligen. La primera cosa que hace una madre es hacer que el niño se ría, porque cuando el niño se ríe, el mundo se ilumina, y ustedes lo saben. Eso viene del otro lado del velo, queridos.

Quiero darles un ejemplo de algo, quiero que caminen atravesándolo. Los seres humanos son muy lineales, y no tienen otro marco de referencia que el propio. Esto no es una crítica de quiénes son, es simplemente cómo es el asunto, y no puede haber otra manera. La única referencia que tienen es lo que ven, y quiénes son. Si tuvieran otra realidad para entrar, tendrían entonces la capacidad para ir a ella y hablar de ella, pero no la tienen. Tienen esa realidad que es ustedes. En esta realidad lineal que experimentan, hay un humano, un nombre, un rostro, ese eres tú, lo ves todos los días en el espejo. No piensas en ti como siendo múltiple aunque sí lo eres, de una manera o forma multidimensional. Realmente no te miras a ti mismo y ves tu alma, aunque tienes una. No te miras a ti mismo y ves al Creador, aunque eres parte de él. Tu realidad es lo que puedes ver, y tocar, y sentir. Dicho sea de paso, te dicen que cuando mueres, esa alma tuya va a algún lugar y algo sucede según sea tu creencia.

¿Pero cómo imaginas eso? Te lo diré: el ser humano se ve a sí mismo en su cuerpo representando a su alma y yendo luego a ser juzgado, tal vez, o yendo a una fiesta, o no. Pero se ve a sí mismo como el mismo en 3D, en su cuerpo, yendo tal vez al cielo.

Es muy interesante oír las preguntas acerca del cielo, que los espiritualistas han interceptado durante años cuando los humanos preguntaron “¿Cómo es el cielo? ¿Podemos ver como vemos? ¿Cómo podemos ver sin ojos?”, dicen. Así son las preguntas. Una de mis favoritas, de mi socio, fue “¿Hay sillas mecedoras en el cielo?” (se ríe) Porque para el humano que preguntaba, esa era su cosa favorita para hacer: sentarse en la silla mecedora y mirar. Entonces ya ven, ustedes ponen su propia realidad incluso sobre las cosas esotéricas que son tan grandiosas desde el Creador, sobre dónde podrían ir al morir. Pero ponen eso en una forma humana, en una forma tridimensional, se ven a sí mismos como ustedes, y hacen esa pregunta ¿Cómo podré ver sin ojos?

Una metáfora para ustedes; la comprenderán. Tienen que simular que son orugas. Supongamos en esta pequeña historia que una oruga tiene una consciencia un poco más alta que la que tiene, y puede pensar como lo hacen ustedes. Digamos que la oruga está reflexionando sobre las mismas preguntas que ustedes tienen, cuando entra en un sueño profundo – ustedes saben adónde voy con esto. La oruga misma, así como existe hoy en día en la Tierra, apenas ve algo en absoluto. Puede distinguir entre la luz y la oscuridad, y ver formas, y eso es todo. Es suficiente para ella, porque no conoce nada diferente. Esa es su vida. Y la oruga se pregunta, “Cuando entre en ese sueño profundo, en ese gran más allá, donde me dicen que volaré como un ave, ¿cómo podré ver? ¿Podré ver tan bien como veo ahora? ¡Espero que sí! (se ríe). La misma pregunta que hacen ustedes, ¿cómo podré ver sin ojos? ¿Cómo va a ser no tener mi cuerpo? ¿Qué podré ver o sentir y qué es lo que pasará?

Y esa oruga pregunta eso, y se pregunta y se detiene a reflexionar y tal vez se preocupa por ello. Y entonces llega al sueño profundo, entra en el capullo, y ocurre la magia.

No hay muchas de estas para que ustedes miren, queridos; esa metamorfosis de la oruga es un milagro. Cuando la oruga emerge como mariposa, y realmente abre sus alas para volar como un pájaro, miremos sus ojos. Esa oruga se preocupaba por los ojos. Esta mariposa tiene miles de imágenes claras. Esta mariposa puede ver luz ultravioleta y luz polarizada; esta mariposa puede ver los colores que necesita ver para la polinización de las flores. Ve cien veces, mil veces mejor y distinto que lo que la oruga jamás concibió que era la visión.

Cuando ustedes toman su último aliento, y pasa un poquito de tiempo, su alma entra en una metamorfosis. Y les diré: esa alma de ustedes se echa a volar. Y ustedes ya no tienen globos oculares; tienen visión. Ustedes no saben qué es la visión. Tienen visión, y sentimiento, y conocimiento, y percepción conciente; ni siquiera saben qué son esos nombres, en comparación con lo que tendrán. Porque ser humano en la Tierra, es muy diferente de ir al Hogar. Es una condición temporaria envuelta en una burbuja, que muchos de ustedes soportan sin alegría, sin entender que la alegría es sagrada. La alegría viene del Creador; eso es lo que hay en el cielo: alegría. Y al volar como un pájaro, no solo puedes ver, como bien pensaste que podrías como humano, sino que puedes ver la luz que nunca viste antes. Todos los espectros. Nosotros cantamos tu nombre en luz. No podemos explicar aquello en que te conviertes y quién eres.

Pero déjenme decirles: lo primero que sienten. Oh, querido humano en formato lineal; te ves a ti mismo muriendo, y te ves como un ser humano en forma lineal, tal vez subiendo una escalera, tal vez te encontrarás con alguien en esas puertas de perlas que te dijeron, cualquiera sea la metáfora de irse, y venir al otro lado y encontrar a alguien por primera vez. ¿Cómo es? ¡Yo te digo cómo es! Porque vas a recordar cómo es; la primera cosa que vas a encontrar, y ver, y sentir, (se ríe) ¡es la alegría! ¡Eso es lo que quiero decirte!

Eso es probablemente una de las verdades más grandes y más profundas que pueda darles. ¿Cómo es, al otro lado? ¡Alegre! Esa es la esencia de la Fuente Creadora del Universo. De ustedes. De su galaxia. Estoy tratando de transmitírsela a ustedes y decirles: cuando encuentran alegría, encuentran todo. Encuentran salud. Encuentran extensión de su vida. Encuentran belleza. Encuentran razón para estar vivos. Encuentran paz. Y cuando este planeta empiece a convertirse en lo que va a ser, ustedes mirarán hacia atrás y dirán ¿Qué fue lo que hizo la diferencia? Y yo les diré: todos podían sonreír a todos, y ustedes no desconfiaban de nadie por hacerlo.

Esta es la verdad, queridos; y es la razón de que hablemos tanto de lo que hablamos. El tema es traerlo de regreso desde el otro lado del velo hacia la Tierra, porque a medida que el velo empieza a levantarse, y disminuir, y hacerse más transparente, van a encontrar no solo un aumento en la integridad, sino un aumento en la razón para ser, en la risa, en la felicidad, en la alegría.

No les diría estas cosas sino fueran la verdad; siéntanla en su esencia misma, porque ustedes tienen la capacidad para discernir ahora mismo si les estoy diciendo lo que es verdadero o no. Está incorporada en ustedes, es parte de ustedes. Alma antigua, es la herencia de por qué estás aquí hoy después del 2012. Para quitarle la tapa a esa vieja energía y que se vaya, hacia la alegría.

Yo soy Kryon, enamorado de la humanidad, y por buena razón.

Y así es.

Kryon



Canalización de Kryon por Lee Carroll y Adironnda por Marilyn Harper
Indianápolis, Indiana 25-26 de julio de 2020
http://audio.kryon.com/en/FINDING%20JOY%20IN%20THE%20MIDST%20OF%20CHAOS-4.mp3
Transcripción y traducción: M. Cristina Cáffaro
www.traduccionesparaelcamino.blogspot.com.ar

217 lecturas

Comentario de lectores

Ninguno para este artículo